martes, 4 de octubre de 2011

Reseña Rock in Rio 2011

Río de Janeiro, tierra de playas hermosas, mujeres aún mas bellas y mucho ritmo de samba.Se lleva a cabo nuevamente el Rock in Rio, el cual de cierta manera no es 100% rock, pero al final de cuentas el día que me tocó asistir se presenta un cartel muy atractivo.

Para empezar puedo comentarles que no es tan fácil conseguir un boleto, ya que para solicitar uno, es requisito indispensable contar con un ID oficial de Brasil, con el cual obviamente no cuento. Pero para ello tengo dos amigas brasileñas que de verdad se portaron a la altura y nos consiguieron a 4 mexicanos aventureros el mentado acceso (Gracias, Tamiris y Mariana.



El medio de transporte era efectivo, un autobús exclusivo del Rock in Rio el cual era de ida y vuelta, en el camino se podía admirar el paisaje de Río, así como unos fanáticos cristianos los cuales montaron unas pancartas cada 100 metros el cual, con traducción de mis amigas, decía "Por un mundo mejor, solo Jesús", haciendo referencia al slogan de "Por un mundo mejor. Rock in Rio". En fin, en todos lados se cuecen habas.

Al llegar al lugar, la enorme fila de personas esperando ingresar y la vibra que se percibe en realidad es latina, sienten la música igual que nosotros los mexicanos, y más si se trata de metal.De manera mas o menos ordenada se llevaba a cabo el ingreso, una vez adentro se veía impresionante el escenario principal, de verdad como ha crecido en infraestructura Brasil, al nivel de cualquiera del mundo.



Calentando ánimos del respetable comenzó Matanza en el escenario pequeño, banda local de Río de Janeiro el cual ejecuta a veces un punk-rock, a veces hardcore, a veces heavy metal, sin embargo, sorprende la efusividad con la que recibieron a esta banda, no es tanto mi estilo, sin embargo, creo que resultó apropiada la elección de esta banda para abrir, haciendo brincar y mover la mata a más de un centenar de brasileiros.



Posterior a ellos, The Punk Metal All-Stars, el cual es un "supegrupo" formado por integrantes de Dead Kennedys,Suicidal Tendencies,Destruction. En verdad que sonaron potentes, aunque no podía distinguirlos físicamente debido a que en este escenario se encontraban las alianzas, con TPMAS fue Korzus. Fue una grata sorpresa, música directa de auténticas leyendas en vivo.

En este punto es donde probablemente varios de ustedes me crucificarán pero era necesario, era eso o desfallecer en Sepultura. Así que tuvimos que escaparnos al área de comida y darle algo de combustible al cuerpo. Y también darse un buen taco de ojo con las brasileñas presentes. Así que no vi a Tarja con Angra. Gracias por las mentadas.

Corriendo al escenario pequeño de nuevo, Sepultura en Brasil me parecía extremadamente atractivo, con unos percusionistas llamados Tambours du Bronx, en realidad no noté demasiado la diferencia, Sepultura por sí misma trae una buena cantidad de percusiones, pero lo quisieron incrementar. En realidad empezó bastante accidentado el concierto, algo totalmente absurdo e ilógico, en el escenario principal una banda llamada Gloria, que en realidad no me interesó conocer teniendo a Sepultura al mismo tiempo. Se empezaron a gritar consignas en contra de la banda del escenario principal, y un apoyo a Sepultura. No entiendo como es que los mandaron al escenario pequeño teniendo una trayectoria tan grande y llevando a conocer su escena por todo el mundo. En fin, nadie es profeta en su tierra.
Ya tiene retraso el turno de Sepultura, y sale Andreas Kisser al escenario y menciona algo, no se escucha el micrófono y éste en un acto de desesperación lo tira al piso. Posteriormente empiezan los percusionistas y se escucha demasiado bajo el audio,
aún estando en el escenario pequeño se escucha levemente la actuación de Gloria. Presiento que será una actuación desastrosa, sin embargo, cuando se empieza a escuchar "Refuse/Resist" se me olvida por completo el mal sonido y la injusta asignación de la banda y me uno a los felices metalheads brasileños en el ritual del slam. Sigue "Sepulnation" con Derrick tratando de gritar lo más alto posible debido a los contratiempos. Sinceramente las canciones que siguieron estaban bien ejecutadas, pero la locura sólo ocurre con el material viejo, nada del Arise, ni del Beneath the Remains... siento que quieren olvidar un poco esa etapa pero es imposible, y una vez que había regresado la calma con canciones del disco de "Kairos", empezó "Territory" provocando un gigantesco mosh pit al cual me uní alegremente. Y para finalizar, "Roots Bloody Roots", todo un clásico dentro del repertorio, pero aún así creo que quedaron a deber, debido a su "alianza". ¿Dónde quedó "Arise", "Desperate Cry", "Biotech is Godzilla", "Troops of Doom"?.Pese a todo y contra todo, terminó bien, pero qué diferencia hubiera sido aquel "proyecto" que habían pensado que los Cavalera regresarian a Sepultura en una única ocasión en su tierra natal. Por cierto, como dato cultura, Cavalera tiene una marca de ropa, carísima por cierto.Una playera normal... 140 Reales. ¿Dónde quedó su conciencia social, señor Max?



A lo lejos, en el escenario principal se oyen unos gritos mélodicos/emos que no llaman en lo absoluto mi atención, continúo y escucho la actuación de Coheed and Cambria, a la cual no le encuentro mucho chiste, coros de repente, de repente gritos desesperados, pero plano a mi manera de pensar. No vi a una sola persona con una playera de esta banda. Se encuentra a la mitad de camino entre My Chemical Romance y As I Lay Dying, ¿ o será que me estoy haciendo viejo?. Se fueron sin pena ni gloria, todos esperando al plato fuerte.

Después del trago amargo, Motörhead, fuera sombreros. Una de las razones que me motivó a hacer el viaje fue precisamente ver a esta leyenda en vivo, Lemmy tiene tanto éxito porque siempre ha sido coherente, no hay más. Toca la música que a él le gusta y que a todos nos agrada.Mi emoción era inmensa, comienza diciendo "Hola, somos Motörhead, y tocamos Rock and Roll". Y sí, es "Iron Fist" , "Stay Clean","Back in Line","Metropolis".Andreas Kisser de Sepultura los acompaña en una canción, imaginé que tocarían Orgasmatron, pero no fue así. Los brasileños de verdad aprecian a esta banda, "Over the top" y eligen un track muy acertado "Going to Brazil". Siguen con "Killed by Death" y lo que en verdad puso a temblar a todo el lugar fue "Ace of Spades", clasicazo, de esas canciones que son obligatorias entre las mejores 10 canciones de metal de todos los tiempos. Cierran con "Overkill", esa batería fulminante. Muy bien todos, la voz de Lemmy intacta.Demasiado rápido, demasiado bueno para ser verdad. Qué bueno que aún existan bandas como ésta, capaces de creer que el heavy metal nunca morirá.



Posterior al primer orgasmo auditivo, sigue una banda que nunca ha venido a México y que tengo que decir que soy gran admirador, Slipknot. Muchos píensan que son posers por disfrazarse y por su peculiar sonido, sin embargo, también tengo una conexión con su música que se remonta a mis tiempos de preparatoria, sin prejuicios a todos aquellos detractores, dénse el tiempo de escucharlos y se darán cuenta que hay mucha agresividad y mucha melodía en la música de Slipknot, no por nada son de las bandas más queridas de las nuevas generaciones.
El escenario con el símbolo de Slipknot y al centro se ve envuelto en llamas. Comenzamos a ser víctimas del mundo bizarro y enfermo de los de Iowa. Comenzamos con el intro clásico del disco homónimo y la adrenalina comienza a recorrer las venas de los presentes. Comienza "(sic)" desatando el regreso de estos lunáticos, continúa "Eyeless", y por lo que para muchos ya es un clásico.. "I felt the hate rise up in me...", así es "Wait and Bleed", y es increíble el manejo del escenario, un espectáculo con toda la actitud que este tipo de música necesita.
Siguen desfilando los éxitos "The Blister Exists", "Liberate", "Before I Forget".... de pronto, Corey Taylor menciona que desde el 2005 no pisaban tierras cariocas, pensé, "Y a México... ¿cuándo?". Cuando se escucha el intro.. "8,7,6,6,6,5,4,3,2,1", "The Heretic Anthem", la canción que te hace mover la cabeza hasta que el cuello ceda.
Sid pone más enferma a la banda ya que se avienta sobre el público, eso es una banda que también piensa en sus seguidores. "Duality" y para cerrar con broche de oro "Spit it out", "People=Shit" y el que, según Corey, es nuesto nuevo himno oficial. "Surfacing". Se siente aún la esencia de Paul, se abrazan Corey y Joey, la misa ha terminado.
Aunque no sea completamente de tu agrado, se tiene que reconocer que para las nuevas y no tan nuevas generaciones, Slipknot es un ícono en la música.




Después de tanto cansancio, continúa Metallica, sinceramente me agrada la música, aunque no es de mis bandas favoritas, hay que reconocer que es un parteaguas y puso al metal en el plano mundial de la música, aunque hay algo de lo cual carecen, credibilidad. En fin, comienza el clásico "Ecstasy of Gold", de la película del Bueno, el Malo y el Feo. Finalmente aparece la banda iniciando "Creeping Death", de la misma manera que sus conciertos anteriores, le sigue "From whom the bells tons", se agradece que rescaten el material de sus primeros trabajos, lo que no estoy de acuerdo, es que sea el mismo orden y las mismas actitudes y frases de todos los conciertos en los que he visto a la banda.Continúa "Fuel" que prende a los cariocas y se deja ver un tímido intento de mosh pit, posteriormente canciones de sus nuevos trabajos los cuales me parecen mediocres, los juegos pirotécnicos y la pantalla gigante juegan un papel fundamental. Por fin se retoma el camino y "Sad But True" suena en Brasil, le sigue "Sanitarium" y te preguntas porqué Metallica dejó de ser lo que era. Para mi sorpresa, empieza la instrumental "Orion", jamás la había escuchado en vivo y Rob Trujillo, a manera de homenaje a Cliff Burton, toca el solo, se siente la esencia de Cliff.
Un descanso y el clásico juego de pirotecnia con "One", aquí es cuando me pongo a pensar si no deberían de variar un poco, es el mismo de hace 5 años en esta canción. Le sigue la excelente "Master of Puppets", por un momento sientes que estás de regreso a los tiempos de este gran disco. Siguen con "Blackened", muy buena canción del "...And Justice for All", el momento cursi y de balada con "Nothing Else Matters" para finalizar esta parte del concierto con "Enter Sandman".
Finalmente salen a escena nuevamente, a tocar el cover de Diamond Head "Am I Evil?", que sale bien librado, James Hetfield menciona que es un gusto tocar en Rock in Rio y que mucho le deben a Lemmy de Motörhead, ya que es el padrino de todo... en parte tiene razón. Finalmente "whiplash" y con la que siempre cierran "Seek and Destroy".Buen concierto, pero muy repetitivo, te sabes lo que sigue, no hay muchas sorpresas en el repertorio, a excepción de la mencionada "Orion".




El evento finalizó aproximadamente a las 4:00 a.m., muchos cariocas descansando en el piso, algunos comprando mercancía oficial, algunos otros retirándose a su lugar de origen. Aún disfruto la vista viendo a las locales bañadas en sudor, ha sido un día duro, pero un día inolvidable.Pienso si México tendría la capacidad de llevar a cabo un evento semejante, probablemente sí, pero el precio sería exorbitante conociendo a nuestros buenos amigos organizadores de eventos.
Me deja un grato sabor de boca, ojalá se dedicaran más días al rock y sus variantes, ya que Shakira o Coldplay no los considero rock.El camión de regreso me deja en la playa, ya amanece, nos tomamos la foto del recuerdo y me parece que todo pasó demasiado rápido.
Unos días después en un lugar donde tocan Bossa-Nova, me encuentro comiendo alimentos locales cuando de repente veo sorprendido que Maná estaba tocando en el Rock in Rio, mis amigas brasileñas me comentan si es de mi agrado o si es buena la banda, a lo que contesto que no son de mi agrado en lo absoluto. Y justo cuando comento que son muy melosos y comerciales, que nada que ver con bandas metaleras nacionales, aparece Andreas Kisser de Sepultura tocando con ellos, obviamente me quise volver avestruz.

Por un mundo mejor, más rock en Rock in Río.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Datos personales

Metal Maniac.Atheist.Anarchist